Seleccionar página

El Síndrome de Burnout en pádel (II)

El Síndrome de Burnout en pádel (II)

En el artículo de la semana pasada de AnalistasPadel comenzamos a introducir los conceptos básicos del síndrome de Burnout en pádel. Os explicabamos en qué consistía, cuáles eran sus factores principales y algunos de los síntomas bajo los que podía manifestarse.

Hoy, continuamos profundizando en el tema y nos enfocamos en un aspecto esencial: los elementos que causan y facilitan su aparición en la pista de pádel. Confiad en nosotros: ¡Si aprendéis a reconocerlos y evitarlos, estaréis a prueba de llamas!

Desde la sección de psicología de AnalistasPadel nos hemos propuesto la misión de informaros con la mayor calidad posible para que nadie acabe quemado de algo que nos llena tanto como el pádel. ¡Así que vamos al lío!

CAUSAS PRINCIPALES DEL SÍNDROME DE BURNOUT EN EL PÁDEL

Tal y como mencionamos en la primera parte, con independencia de la edad, todos somos susceptibles de padecer el síndrome de Burnout. Pero, si recordáis, también dijimos que hay una serie de elementos que influyen en su incidencia. Vamos a echarle un ojo a los principales que queremos destacar:

PERFIL DE PERSONALIDAD Y CLIMA MOTIVACIONAL ORIENTADO AL EGO

Existen determinados rasgos de personalidad que configuran un perfil psicológico que favorece la aparición y el mantenimiento del Burnout. Este perfil psicológico se caracteriza por presentar:

  • Escasa tolerancia a la frustración
  • Problemas de autoestima y autoconcepto
  • Elevado neuroticismo (inestabilidad emocional)
  • Tendencia al perfeccionismo
  • Preferencia por incentivos extrínsecos en vez de intrínsecos
  • Control deficitario del estrés y la ansiedad
  • Reducida capacidad de resiliencia
  • Dificultad para compaginar de forma equilibrada la dimensión laboral con la social y la personal
  • Autoexigencia, responsabilidades e implicaciones laborales excesivas
  • Gran entusiasmo e idealismo (rasgos habituales del deportista veterano)

Es oportuno mencionar en este primer punto que, el clima motivacional orientado al ego correlaciona positivamente con un aumento en la posibilidad de que un deportista se “queme”.

En artículos futuros hablaremos de qué son los climas motivacionales de los jugadores y en qué consisten la orientación al ego o a la tarea. ¡Os pedimos paciencia y que os quedéis con este dato hasta entonces!

DIFERENCIAS ENTRE SEXOS

A lo largo de la historia de la investigación del Burnout, la tónica dominante de los resultados ha sido y sigue siendo que las mujeres son más proclives a sufrir el síndrome que los hombres.

Por ello mismo, resulta tan interesante que se esté comenzando a percibir una tendencia distinta en el marco de la psicología del deporte.

Y es que, contrariamente a la bibliografía clásica, algunos de los estudios más actuales no están encontrando diferencias de peso en la prevalencia del Burnout con la excepción de dos matices significativos:

  • El número de hombres que puntúan en los síntomas asociados a la despersonalización es mayor que el de mujeres.
  • Las mujeres experimentan generalmente niveles de fatiga emocional más acusados que en los casos masculinos.

¡Como ya estaréis suponiendo, estos dos datos son un gran hallazgo para los psicólogos deportivos a la hora de enfrentarse a un caso de Burnout!

RASGOS SOCIO-CULTURALES

Múltiples investigaciones de la psicología del deporte en países iberoamericanos han centrado su interés en cómo el fenómeno socio-cultural influye en la prevalencia del síndrome de Burnout.

Y, si atendemos a los porcentajes de casos de pacientes “quemados” de los países estudiados, encontraremos fluctuaciones más o menos acusadas entre ellos. Esto sirve para corroborar la influencia que efectivamente tiene el factor socio-cultural sobre el síndrome de Burnout.

Lo que es aún más increíble: estudios recientes apuntan a la posibilidad de que las idiosincrasias propias de cada país pueden servir para predecir los casos y la forma de expresión del desgaste profesional según la “cultura nacional” de los trabajadores.

Si no lo veis del todo claro todavía, comparad por un momento las enormes diferencias culturales que pueden existir entre, por ejemplo, un empleado español y uno japonés al analizar variables como pueden ser el sentido del compromiso, del trabajo en equipo o del perfeccionismo

¿Os imagináis las posibilidades de trasladar estos resultados al deporte en general y al pádel en concreto? ¡Podríamos ser capaces de obtener muchísima información acerca de si nuestro jugador puede sufrir Burnout con tan sólo analizar estos rasgos culturales!

No obstante, antes de extraer conclusiones precipitadas, seamos prudentes. Como ocurre con otros aspectos de la psicología del deporte, es preciso aumentar el número de investigaciones para respaldar las conclusiones de estos resultados preliminares.

SOBREENTRENAMIENTO

Es un hecho bien fundamentado: un deportista sujeto al sobreentrenamiento acabará siendo, con toda probabilidad, una futura víctima del Burnout.

El sobreentrenamiento conlleva para los jugadores un importante estrés adicional que, acumulado en el tiempo, termina por transformarse en niveles desadaptativos de fatiga física, psicológica y emocional que perjudica al rendimiento.

Ir enlazando temporadas de sobreentrenamiento como si fuera un método rutinario de sesiones cada vez más largas y exigentes termina quemando al jugador de pádel que sea, con independencia de sus habilidades. Todos tenemos nuestro límite y cualquier cuerda se rompe si la tensamos más de lo que es capaz de soportar.

Si a esto le sumamos no descansar en la cantidad y la calidad necesarias, saltarse las dietas, desatender al psicólogo deportivoLas consecuencias pueden ser terribles para el jugador.

¿La parte más triste e irónica del sobreentrenamiento? Su eficacia tiene (como ocurre con todo) unos umbrales máximos. Ergo, en este caso al menos, entrenar “más” no es necesariamente una garantía de entrenar “mejor”.

El rendimiento deportivo debe ser, antes que nada, un proceso continuo y después, un fin. El sobreentrenamiento busca exclusivamente obtener dicho fin en el menor tiempo posible al precio que haga falta pagar. Y puede salir muy caro.

¿De verdad nos merece la pena forzar la máquina hasta el extremo para disputar “ese” partido a costa de que pueda ser el último que queramos o estemos dispuestos a jugar…?

ÁMBITO LABORAL

Hay una constante general con el síndrome de Burnout, y es que este siente predilección por cuatro clases de sectores laborales:

  • Atención al cliente/público
  • Personal docente
  • Personal sanitario
  • Deportistas de alto rendimiento

¿Y cómo nos afecta esto a los que nos dedicamos al pádel? Pues más mal que bien, porque resulta que el mundo de la pala abarca a estos cuatro tipos de trabajadores.

Ya seamos el recepcionista de un club de pádel, un entrenador, un nutricionista o un jugador de élite… No sería exagerado afirmar que nuestras labores nos convierten en un verdadero grupo de riesgo para el Burnout.

¿Entendéis ahora por qué considerábamos tan importante tratar este tema en AnalistasPadel?

ESTILO INTERPERSONAL DEL ENTRENADOR

La relación entre un deportista y su entrenador es un aspecto crucial en muchos sentidos. Entre ellos, la dinámica de este vínculo ejerce una gran influencia en el grado de afinidad que siente un jugador de pádel por su disciplina deportiva.

En este sentido, los jugadores cuyos entrenadores hacen gala de un estilo interpersonal controlador y autoritario son más vulnerables a los efectos del Burnout.

Si a un jugador los entrenamientos le resultan aburridos y monótonos o percibe que sus sugerencias y opiniones son desestimadas por el entrenador… Es probable que no tarde en instaurarse una clima de trabajo negativo y poco productivo entre ellos.

De darse la situación, el jugado empezará a reservarse los comentarios para sí mismo, volviéndose apático y desinteresado, lo que podría desembocar en un serio problema de comunicación, que a su vez le reportará incluso más malestar emocional y social…

¿En resumen? Un verdadero círculo vicioso.

RELACIONES INTERPERSONALES EN EL ÁMBITO DEL PÁDEL:

Lo que hemos descrito en el apartado previo también puede suceder en las relaciones con otros miembros del equipo técnico o peor: con la pareja de juego.

Por todo esto, el jugador de pádel tiene que poseer una sensación de control en su ámbito deportivo y ha de ser consciente de qué es lo que le motiva a seguir dedicando tiempo y esfuerzo a la pala.

Debe tener claras sus expectativas y aspiraciones, así como compartir los valores y la identidad del equipo al que pertenece y del que es parte activa.

Como personas y como profesionales, nos encontraremos con veces en las que nos resulte francamente difícil estrechar lazos afectivos con determinadas personas del mundo del pádel con las que, simplemente, no encajaremos.

No es algo particularmente agradable, pero tengamos presente algo: no sólo no pasa nada, ¡Estas ocasiones son oportunidades perfectas para cultivar nuestra asertividad en la vida!

Los conflictos son algo natural y afrontarlos a tiempo y con la actitud adecuada puede servir para evitar problemas mayores en el futuro. Pero sí que es verdad que los climas hostiles en el trabajo son como un imán para el Burnout, así que hagamos lo posible por llevarnos bien… ¡O por llevarnos sin más, si no queda más remedio!

¡Eso es todo por hoy! La semana que viene daremos cierre a esta trilogía de posts y trataremos las formas de encarar el síndrome de Burnout y sus consecuencias, ¡Así que estad muy atentos a nuestras redes sociales!

Sigue nuestra sección de Psicología en AnalistasPadel y no te pierdas los artículos semanales que publicamos sobre la salud en el mundo del pádel.

Imagen extraída de https://padel-magazine.es/p%C3%A1del-palas-2021-a%C3%B1o-de-poder/

Sobre el Autor

Alejandro Domínguez Fernández

¡Hola! Soy Alejandro, psicólogo graduado especializado en la psicología del deporte. He ejercido como tal en el C.D. El Palo y he sido colaborador docente durante 3 años en la asignatura "Psicología del ocio, la actividad física y el deporte" en la UMA. También he realizado investigaciones y publicaciones acerca de los beneficios psicológicos que aporta la actividad física a la población de la tercera edad. Actualmente, redacto artículos en la sección de psicología de AnalistasPadel con la intención de compartir con vosotros todo lo que la psicología deportiva puede hacer por el apasionante mundo del pádel. ¡Espero que mis artículos sean de vuestro interés!

¿Qué te ha parecido este post? Déjanos tu comentario